“Ningún hombre conoce lo malo que es hasta que no ha tratado de esforzarse por dejar de serlo”. Clive Staples Lewis.

domingo, 14 de marzo de 2010

Una pandilla alucinante (1987)


Supongo que hubo un antes y un después de Los Goonies de Richard Donner (1985) y de esa pandilla de frikis compuesta por niños de diversa índole. Si señores, después de esa película, cualquier pandilla que se precie debía estar compuestas por: 1/ El listo, 2/ El líder, 3/ El gordo (también conocido como "El piraña" gracias a la mítica serie Verano Azul), 4/ El mayor (que se quiere ligar a la zagala buenorra de turno) y 5/ El monstruo deforme que parece malo al principio pero que después es bueno. Pues bien, a raíz de esta película nació uno de los pastiches más bien paridos de los 80 que marcó a una buena tunda de zagalillos entre los cuales, como no, me encuentro yo.


Con todos ustedes... ¡Una Pandilla Alucinante, una película que sigue casi a rajatabla las pautas marcadas por la cinta de Donner, y que a su vez es un homenaje en toda regla a esas obras maestras de la Universal de los 30, 40 y 50. En ella no solo volvemos a ver un Dracula (Duncan Regehr) totalmente clásico, con su capa y transformandose en murciélago, sino que además en la película se darán cita... ¡la momia (Michael MacKay)! ¡la criatura del lago (Tom Woodruff Jr.)! ¡el monstruo de Frankenstein (Tom Noonan)! ¡¡y el HOMBRE-LOBO (Carl Thibault)!!

La película la dirige Fred Dekker, un malogrado director que vio como su carrera se iba a pique por el estrepitoso fracaso que supuso Robocop 3. Atrás quedaron sus aportaciones para la primera entrega de la trilogía House (Steve Miner, 1986); para la serie de televisión Cuentos del Guardian de la Cripta, su debut en la dirección en El terror llama a la puerta, un proyecto sobre Godzilla rodado en 3-D que no logró cuajarse; y como no, esta exquisita película sobre una pandilla de niños que deben hacer frente al Conde Dracula y sus secuaces, y para ello deberán encontrar un preciado amuleto antes que el malvado Conde, y también deberán encontrar a una virgen para que recite unas palabras en alemán y así abrir un puerta interdimensional que se lleve a los monstruos de una vez por todas.


No por menos, Una Pandilla Alucinante cuenta con los inestimables efectos especiales del gran Stan Wilson que creó uno de los hombres lobo más extraños y feroces que han habido ultimamente. Dios sabe lo mucho que me marcó la escena en la que el hombre lobo va a la policía para que le encierren: "¡encerradme por favor: soy un hombre lobo!", les dice. O la escena que tengo enlazada en el vídeo de la semana a su derecha, que es cuando el hombre lobo se transforma en una cabina de teléfono... Que recuerdos... Gracias a esta película me descubrió un montón de cosas y entre ellas que el hombre lobo tiene pelotas. ¡Quién me lo iba a decir!

Aparte de tener algunos guiños simpáticos a los esmentados clásicos de la Universal con la escena de Frankenstein y la niña, Una Pandilla Alucinante goza de muy buenos momentos de un humor bastante negro y que vistos ahora resultan bastante gruesos y de mal gusto, ya que parecen bastante ligados con la pedofilia, vean sino: al principio de la película vemos a los dos zagales saliendo del despacho del director del colegio y Sean (Andre Gower) dice: "el director parece mariquita, no ha parado de sonreirme y darme golpes en la espalda". Después aparece un vecino alemán y judio que en un principio aterroriza a los zagales... "mirandolos desde su ventana" (¡que hace un viejo mirando a unos niños desde su ventana!). Y por último, Frankenstein se encariña de la niña de la película, la actriz Ashley Bank, y se hacen muy "amigos". Gracias a Dios, al final de la película, se descubre que la niña sigue siendo inmaculada y gracias a ella se abre la puerta interdimensional.



Existe una serie de los 70 llamada igual: Monster Squad, aunque en ese caso los monstruos eran todos buenos.

Esto señores, ¡esto! Esto es un homenaje al cine de terror de la Universal y no el mojón ese de Van Helsing de Stephen Sommers (2004). ¡Gracias Proteneo por pasarme ese DVD tan guapo que te curraste!


Título original: The Monster Squad (USA, 1987)
Director: Fred Dekker.
Guión: Shane Black & Fred Dekker.
Actores: Andre Gower, Duncan Regehr, Stephen Macht...

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada